El sector eólico busca nuevos talentos para encarar la transición energética

Actualmente, la energía eólica ocupa más de 22.500 personas en España y las estimaciones apuntan a que esta cifra se duplicará en 2030. La industria eólica española cuenta con el 100% de la cadena de valor y está preparada para aprovechar esta oportunidad de crecimiento. De momento, basándonos en los últimos dos años, el empleo en el sector eólico ha aumentado un 9%. Uno de los motivos es que las empresas han contratado profesionales para afrontar la instalación de la potencia eólica adjudicada a las subastas de 2016 y 2017. Otra razón también ha sido el fuerte desarrollo de la energía eólica en los mercados internacionales, que supone una oportunidad para las compañías españolas.

Es por ello que, en este contexto, la Asociación Empresarial Eólica (AEE), en colaboración con la consultora Robert Walters y el Instituto de Empresa inauguraron el pasado 22 de mayo las jornadas del #WINDTALENT con el objetivo de “reflexionar sobre las futuras necesidades de las empresas eólicas para atraer talento y aprovechar la excelente oferta académica existente”, explicaba la AEE en un comunicado.

Durante la primera jornada, celebrada en la sede del Instituto de Empresa, se contó con la participación de Ricardo Mezquita, jefe de aprendizaje inmersivo de la IE University, y de Raúl Herrero, director de las Divisiones de Ingeniería y S&M de Robert Walters, los cuales analizaron todos los puntos de la cadena de valor del talento.

Las ponencias trataron algunos aspectos como las etapas educativas y académicas, hasta la evolución de los servicios y productos que el mercado exige a las compañías y que deberán perfeccionar en un futuro, con la visión de las nuevas generaciones que incorporan valores diferentes a los existentes, pasando también por la perspectiva de los profesionales de selección de talento y, por supuesto, la necesaria coordinación con los estamentos políticos e institucionales para adoptar las mejores políticas transversales.

Algunas conclusiones extraídas de la jornada han sido la importancia de la inteligencia emocional a la hora de trabajar en equipo entre los talentos que más valoran las empresas para contratar nuevos empleados o la necesidad de reforzar la conexión entre empresas y universidades con el fin de actualizar la formación profesional y hacer que se adecue a lo que la industria pide.

Los ponientes de la primera jornada del #WINDTALENT analizaron los principales puntos de la cadena de valor del talento. | Energías Renovables